RSS2.0

Sunday, November 11, 2007

Volviendo a mi

Es la enésima vez que empiezo este post. Llevo desde el 1 de Nov tratando de escribirlo. Bueno, no, desde el 2 de Nov, pero los hechos sucedieron el 1. Y aunque había pensado un par de buenos principios, la fiebre que ahora tengo por culpa de la tradicional gripa mía de invierno, hace complicada las cosas. Pido perdón, entonces, por las incoherencias.

La historia es largísimo pero la voy a hacer corta: un guey de plenos 30 años pidió permiso pa echarme los perros.

Así como suena. La verdad, yo me he reído mucho de esta historia durante toda la semana, y aunque claro, la vanidoteca no cabe de la dicha con tanta información (serio, hace cuanto que nadie pide permiso para NADA respecto a su persona???), lo cierto es que el sábado hablando con un muy buen amigo, me hizo ver las cosas desde el punto de vista “cultural” y ya no me pareció tan chistoso. Aunque mi vanidoteca siga feliz.

El asunto va más o menos por que en México los manes SI respetan lazos de amistades y familiares. Especialmente si la razón del “irrespeto” es una vieja. Así pues, primero, antes de echarle a uno los perros y darle a uno el suficiente trago como para que a uno se le olviden las como 1,000 cámaras de fotografiá que había en la fiesta...primero, se pide permiso.

Con tan mala suerte que le dijeron que si. Que “faltaba más”. Y empiezo seriamente a cuestionarme si eso fue un favor o no.

Fue como una de esas escenas de Ally Mcbeal en donde todos están de fiesta, de pronto el joven al que le pidieron permiso para caerme (por más que lo diga, la frase sigue sonando a absurdo, con todo el perdón del caso) me comentó el asunto (además como si fuera la vaina más normal) y yo sentí que la música se detuvo en seco. QUE?. Maldición, es que ni mis amigos de infancia le pidieron permiso nunca a mis papas para que me dejaran salir a jugar....parte era por que mi papá siempre estaba uniformado y armado...pero en serio que yo recuerde NADIE pide permiso.

Eso, o mis amigos allá son poco más que una caterva de atarbanes (atarvanes??). Por que yo crecí con ellos bajo la consigna “mande la mano, que lo más malo que le va a pasar es que le digan que no”. De cuando acá hay una fase previa que se llama “pedir permiso??”.

Igual, el verdadero problema ahora es que estoy entrando en un camino que no conozco. Me gustan las historias en donde ya se por donde voy, por que los tipos son, aunque ellos no lo admitan, bastante predecibles. Pero si ya arrancamos así de raro....imagínense a donde esto puede llegar.

O mejor no. Igual, estoy optando por la opción de siempre: huir por la derecha.

Y si, admito regaños por que “no me dejo consentir” ( esta semana, lo juro, he escuchado esa frase 5 veces) y si, admito consejos por que todos los que leen este blog más o menos seguido saben que yo a esas clases de “ser princesa hoy” no fui, y algo me dice que esto exige algún conocimiento adquirido ahí. Algo como “hazte la difícil” o qué se yo. Ahora es cuando uno maldice haber botado a la basura el librito aquel de “los 1,000 consejos de la abuela para conseguir un marido” que alguna vez me regalaron (mejor ni pregunten).

Ahh, eso sin olvidar que la verdadera pregunta es: quiero yo tanta vaina??. La respuesta a eso si no paso la autocensura al blog.

Igual, en serio, que levante la mano el que me entienda.

Pd: Mi querido lector “Juan” y yo sabemos que el que dice la frase de “es hora de volver a mi” es nada más y nada menos que Fito Páez. Alguien que este blog a citado en muchas ocasiones...así que me pareció un buen consejo (pedido, además). Espero haberlo seguido a la altura.

7 comments:

El Armadillo said...

vaya vaya el tipo pidiendo permiso para caer???

eso se me sale un poco de "las entendederas"...

pues como que si va a ser una cultura bien distinta que la nuestra la mexicana....

y tu majita... no te preguntes tanto...

un abrazo...

Diana said...

jaaa!.. híjole, yo la verdad me andaría con mucho cuidado, y mira que soy de la misma nacionalidad del fulano que te pidió permiso : P
1. no te dejes consentir demasiado. esos monos dan, pero luego se las cobran.
2. manten la vista y los sentidos bien aguzados, para entender, en todo momendo, por donde es que va el tipo.
3. deja clara tu postura siempre, o sea, si ya otorgaste permiso, pos no importa, dile que vayan con calmita por favor, que los puntos sobre las íes los pones tú.
4. el hombre va a usar todos los medios más alucinantes para llegar a tu corazón, el día que te esten cantando unos mariachis en tu casa me platicas : P
5. si el tipo te interesa o te gusta. debe saberlo. lo pones sentadito sin que esté de pinche encimoso y le dices: mira papasón de melón, estás guapísimo, me encanta que eches el can y todo pero... y ya le agregas tú tus deseos.
6 y última: me cae que por eso me casé con un italiano, no soporto a un mexicano "enamorado"
buena suerte!.

N.Santamaría said...

No sea tan gallina maja y deje la magna de racionalizar todo, de vez en cuando es bueno saltar al vacio.

Mafe said...

De acuerdo con N., hay que dejar de buscar explicaciones que no se pueden dar.
Y con el patrocinio de Sprite: SIGUE TUS INSTINTOS, porque en esas, no hay de otra.

Fa said...

"Aviéntese aunque se raspe" . . . Ja! Parece fácil de decir y difícil de hacer, pero a veces es lo que mejor funciona y no siempre se raspa uno. No es exclusivo del mexicano, le puedo decir que hay algunos que consideran que hay que pedir permiso... porque ¿y si usted no quiere? mejor ahorrarse la humillación de hacer cuanta cosa pa' recibir un "no" por respuesta, no cree?
Así que, si a usted el muchacho le gusta ya lo he dicho: "aviéntese aunque se raspe"... que sé que sus instintos le van a ayudar mucho.
:)

MAU said...

El pedir "permiso", es algo tan común en los mexicanos y es que aun en la actualidad actuamos como si estuviéramos sometidos en un régimen, seguimos los viejos, viejísimos comportamientos de nuestros ancestros, siempre "dominados";
Fuimos conquistados como casi toda Latino América por los Españoles y el mexicano asocia las reglas, el respeto y todas aquellas frases como: el disculpa, me permite, por favor, compermiso con "una buena educación y cortesía" sin fijarse que a veces es demasiado absurdo...

En relación a tu tema, es difícil creer que alguien pida permiso en estas alturas del partido, pero no imposible... yo digo que todos somos diferentes, no puedes catalogar a todos los mexicanos por lo que hace uno; este chico puede ser una persona increíble, o puede ser un re jijo de la chin.... o un ente normal (con virtudes y defectos)jijijiji. Eso te tocara descubrirlo (si es que le das la oportunidad)

Ademas no se si el tipo te gusta o te es indiferente, porque de ahí empieza todo.

Te saludo desde Italia, a mi me toco la fortuna de conocer hombres maravillosos en México, pero el destino cambio mi vida a otros rumbos.

Saludos y suerte en tu decisión

Anonymous said...

No pues yo digo que salgas huyendo...
y es que según yo no todos los mexicanos son así, pero los más nefastos sí.

Lo que el tipo refleja es que es un machín misogino...

Bueno igual y me proyecte, pero lo que si es que de menos es ultra tradicionalista y pues a como tu dices que eres, pues creo que si puede haber bastantes desencuentros.

Y es que desde mi punto de vista, esas actitudes que se dicen ultra respetuosas de las mujeres, no son más que formas disfrazadas de tomar a las mujeres como cosas, propiedades. porque , digo yo, en dado caso el permiso lo tienes que dar tú y no otro buey, que él que.

Claus